Peligrosa banda tucumana en Salta fué desarticulada: planeaban un robo millonario

Con la detención de dos mujeres salteñas que operaban en el centro de la Capital bajo la modalidad “mecheras”, la Policía de la Provincia de Salta desarticuló una peligrosa banda de delincuentes tucumanos y secuestró cuatro armas.

Las investigaciones iniciaron el 4 de octubre cuando dos mujeres fueron detenidas en la esquina de avenida San Martín y Pellegrini acusadas de varios robos. A pedido del fiscal penal N°6, Horacio Córdoba, la división Delitos contra la Propiedad -dependiente de la Dirección General de Investigaciones- inició las averiguaciones de antecedentes de las detenidas y descubrió una peligrosa conexión con la banda, según indica hoy La Gaceta de Salta.

En las actuaciones la Policía descubrió que las mujeres tenían contacto con un tal “Tucumano Jaime” Pereyra, señalado como el supuesto cabecilla de la banda de delincuentes. Está detenido en la Unidad Carcelaria N°7, a un costado de la ruta 26, en la zona sur de la ciudad, cumpliendo una condena por robo calificado. Sin embargo gozaba de ciertos beneficios: accedía a salidas diarias de 7 a 19, a excepción de feriados y fines de semana.

Los investigadores determinaron que durante las salidas, Jaime conoció a las mujeres y estas habrían actuado bajo sus órdenes. Pero además se supo que tres hombres más integraban la banda que se dedicaba a violentos robos a quienes se les adjudican 50 delitos en la provincia de Tucumán. De hecho, dos de ellos tenían pedido de captura dictado por la Justicia tucumana y de Jujuy.

Los delincuentes estaban prófugos y operaban en Salta. La conexión entre las mujeres y la banda fue clave y con todas las pruebas recabadas, la Policía realizó este martes varios allanamientos en los barrios Solidaridad y Finca Independencia. Allí detuvieron al “Tucumano Jaime”, detuvo a sus tres cómplices y secuestró cuatro pistolas calibre 9mm.

Desde la Policía indicaron que la detención de la banda fue clave porque planeaban un robo millonario que se cometería en una cadena de frigoríficos, en los próximos días.

El robo estaba planeado hacía tiempo. De hecho, el comisario Diego Bustos, a cargo de la División Delitos contra la Propiedad, detalló que Pereyra conocía con precisión el plano del inmueble donde pretendía dar el golpe, los horarios de atención a clientes y dónde se guardaba la recaudación.

La Policía de Salta tenía conocimiento hacía 10 días lo que planeaba Pereyra y sus cómplices que tienen pedido de captura. Dos de ellos se escaparon desde las cárceles de Jujuy y Villa Urquiza y junto a otro más llegaron a Salta el domingo por la noche. Desde la fuerza aseguraron que los delincuentes tienen un peligroso prontuario. Incluso al “Tucumano Jaime” se le adjudican más de 40 episodios en la provincia de Tucumán.

Muestrame

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close