Murió José Arce, ex esposo y asesino de Rosana Galliano: qué pasará con sus hijos

El reo cumplía prisión domiciliaria a causa de sus problemas de salud.

José Arce, condenado a perpetua por el crimen de su esposa, Rosana Galliano -ocurrido en el  2008- falleció en el Hospital Sanguinetti de la localidad de Pilar a causa de un ACV.

Rosana Galliano tenía 29 años cuando fue asesinada.

Ya que actualmente contaba con prisión domiciliaria por razones de salud, su muerte debe ser investigada como la de todo recluso. Así, se le practicará una autopsia por orden del fiscal Andrés Quintana, de turno en la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 2 Descentralizada de Pilar.

Elsa Aguilar, la madre de Arce, también tenía una condena a perpetua por el femicidio deGalliano que cumple en su domicilio en razón de su avanzada edad.

Crimen por encargo

Rosana tenía 29 años cuando fue asesinada en la casa quinta donde vivía, ubicada en el barrio El Remanso de la localidad de Exaltación de la Cruz.

Arce y su madre, Elsa Aguilar, fueron condenados a prisión perpetua por el crimen.

Arce -de quien estaba separada- había convenido pasar a buscar a sus dos hijos, de 2 y 4 años, y llamó a Galliano al celular. Como dentro de la casa la señal telefónica era defectuosa, la mujer salió al exterior a hablar y fue ultimada a balazos.

El viudo y su madre fueron condenados a perpetua en el 2013 acusados de “homicidio triplemente agravado por el vinculo, por alevosía y por haberse cometido de forma premeditada por dos o más personas”. Sin embargo, recién fueron detenidos en julio de 2014 y en en febrero de 2015 recibieron el beneficio de la prisión domiciliaria.

 

Paralelamente, los hermanos Paulo Gabriel Leguizamón fueron juzgados como autores materiales del femicidio pero no se pudieron acreditar las declaraciones que los testigos realizaron contra ellos, por lo cual terminaron absueltos.

“Era claro que Arce no podía ni quería hacerse cargo de la ejecución y también que para ello contaba con la excelente disposición de su madre y su dinero”, señaló el Tribunal de Casación provincial cuando analizó el caso.

Arce y su madre tenían, por despreciables que resulten, sólidos motivos para matar a la víctima y aquél lo había verbalizado y actuado en lo que constituyen los pródromos de la violencia de género”, agregaron los jueces.

La decisión de la custodia

Lo insólito fue que, aunque los responsables intelectuales fueron condenados, la justicia le otorgó al femicida la custodia de los dos hijos de Rosana. Ahora, sus abuelos maternos esperan que les brinden la posibilidad de criar a los niños, hoy de 12 y 14 años.

 

“Es increíble que con la condena que tiene está muy pancho en su casa, viviendo con los chicos y a nosotros no nos deja verlos”, habían señalado en Clarín Graciela y Reinaldo, padres de Galliano, hace tres años. “¿Por qué tiene tantos privilegios? Si él y su mamá son dos psicópatas, son siniestros. ¿Cómo es que la Justicia no ve que los nenes corren peligro? Ya mataron a mi hija, también los pueden matar a ellos”.

 

 

 

Muestrame
Close