«SON UNOS CHANTAS» La furia de Macri con su equipo tucumano.

Me prometieron que esta vez sí le pelearíamos mano a mano a Manzur y perdimos por 40 puntos”

El análisis de los resultados electorales en todo el país dejó furioso al presidente Mauricio Macri: fue derrotado en 22 provincias.
Pero a la hora de repartir reproches, se ensañó especialmente con sus candidatos en algunos distritos que para él son emblemáticos, como es el caso de Tucumán.
El equipo de Macri que se había comprometido en ponerse al hombro las Paso 2019.
En 2015, José Cano perdió contra Juan Manzur por 100 mil votos de diferencia, aunque alegó que le habían hecho fraude.
Cano le prometió entonces al presidente Macri que en la siguiente elección, con la cortina de humo del Plan Belgrano, se pondría en valor y lograría la victoria.
Sin embargo, en la elección de diputados de 2017 Cano perdió peor, por casi 150 mil votos.
Este año, en los comicios provinciales, los genios de Cambiemos impulsaron a José Alperovich intentando dividir al peronismo.
Sin embargo la distancia entre el PJ manzurista y Cambiemos siguió creciendo y se estiró hasta los 300 mil votos.
 
En las PASO presidenciales del domingo pasado la diferencia a favor de Alberto Fernández sobre Macri se alargó hasta casi 40 puntos porcentuales.
En Olivos señalan que antes de las PASO los principales operadores de Macri en Tucumán (José Cano, Pablo Walter y Curly Colombres Garmendia) le habían prometido una elección pareja. «Son unos chantas, siempre me mienten que en la próxima le pelearemos bien al Turco (por Manzur), y cada vez perdemos por más», fue el reproche.

Dejanos tu Comentario

Close